La iniciativa permitirá marcar un hito en la ganadería del país y marca la pauta del futuro de esta actividad. Además, involucra los elementos deseables en una inversión en materia económica, social y ambiental. Acompañaron todo el proceso el Banco de Desarrollo de América Latina y el Caribe (CAF) y la compañía Daabon.


Un proyecto productivo que necesita el país será el Corral de Engorde (Feedlot) Sostenible del Caribe Colombiano, que actualmente promueve FEDEGÁN, auspicia el Banco de Desarrollo de América Latina y el Caribe (CAF) y acompaña Daabon, porque solucionará las imperfecciones del mercado y de la producción bovina y cárnica, por tanto, será altamente disruptivo en esta importante actividad de la economía colombiana.

“Es un modelo de negocio que le brinda a los productores de bovinos un mercado seguro y, a la vez, se constituye en un esquema inclusivo de encadenamiento para potencializarse y articularse a las actividades de exportación ganadera”, sostuvo Sergio Díaz-Granados, presidente de la CAF, entidad cofinanciadora de la etapa inicial y de estudios de factibilidad del proyecto.

El alto ejecutivo indicó que “el feedlot sostenible del Caribe permitirá un mejor retorno por la calidad de la carne de casi un 46 % más que en el canal tradicional. El reto era dimensionar el proyecto, precisar cuáles son los mercados con mayor potencial y retorno, cuáles son los requisitos técnicos, la calidad exigida, cuál es el mejor modelo de negocio y el modelo de encadenamiento, adicionalmente la ingeniería del proyecto, el modelo de sostenibilidad y el de financiamiento por etapas”.

Díaz-Granados considera que “hemos conseguido estructurar un excelente proyecto que ha sido además presentado y validado en los principales territorios ganaderos en el que incorporamos elementos de capacitación a los futuros proveedores del feedlot”.

Y agregó que “el proyecto contempla el cambio de la composición del alimento y hace un mejor manejo de suelos y afluentes, incorpora acciones de reforestación, en lo que FEDEGÁN tiene una amplia experiencia. Todos estos elementos fueron considerados en el proyecto”.

“Nos sentimos satisfechos con el diseño del proyecto y esperamos que pronto se materialicen los planes de inversión que promoverá Fedegan, para iniciar la construcción y la operación”, expuso el presidente de la CAF.

Integralidad en la producción
“El feedlot sostenible del Caribe es importante porque será altamente rentable y reúne la integralidad en la producción y, eso, permitirá marcar un hito en la ganadería del país porque involucra todos los elementos deseables en un proyecto de inversión tanto en materia económica, como social y ambiental”, sostuvo Andrés Moncada, gerente del proyecto.

Logrará indicadores de productividad y competitividad de talla mundial, incluso ganancia de peso mínima de 1200 gramos/día para un ciclo de engorde de 150 días y rotación de inventarios 2,43 veces al año.

El feedlot estará ubicado en el centro oriente del departamento del Magdalena, ya cuenta con los estudios de factibilidad del modelo tecnológico y de negocios y, actualmente, se encuentra en la fase de estructuración legal y financiera y en la consecución del capital.
Atenderá la consistente y ascendente demanda de la carne de res en el mercado mundial que se estima llegará a 80 millones de toneladas en el año 2030.

4 elementos cruciales
El proyecto auspiciado por la CAF con USD 94.700 reunirá 4 elementos primordiales:

1. Encadenamiento productivo: encadena a los pequeños y medianos productores de bovinos porque les genera una actividad permanente como proveedores lo cual genera tejido social. Precisamente tienen la ventaja de tener quien les compre siempre sus animales pues requerirá 8000 animales por año y, también, el alimento para los mismos estimado en 160 toneladas diarias de alimento real.

2. Incorpora las mejores prácticas: incluye en las etapas de producción el bienestar animal, el encadenamiento de los agentes que participan, la sostenibilidad económica y. algo de igual importancia, permitirá obtener alta rentabilidad.

3. Generará divisas para el país: el feedlot comercializará el producto final en los mercados internacionales de gran valor y en los países extranjeros de alto consumo de carne de res.

4. Sostenibilidad ambiental: el proyecto es altamente sostenible y amigable con el medio ambiente, es así, que cada kilo que se produzca generará un 40 % menos de GEI, que los observados en la ganadería tradicional.

¿Por qué crear el feedlot?
“Desde hace varias décadas el gremio viene estudiando cómo mejorar la competitividad para convertir a este sector en el primer renglón productivo de la economía nacional, pero también colocar la carne de res en la mesa de los consumidores de los grandes países del mundo”, expresó José Félix Lafaurie Rivera, presidente ejecutivo de la Federación Colombiana de Ganaderos (FEDEGÁN).

“Ya hemos caminado hacia ese objetivo aun ante las dificultades propias de la crisis económica global, el sector ganadero colombiano ha logrado un constante crecimiento en las transacciones del comercio exterior que se observa con exportaciones por USD 269 millones en 2020, USD 402 millones en 2021, USD 508 millones en 2022 y USD 166 millones con corte a mayo de 2023”, sostuvo.

El proyecto Feedlot del Caribe es estratégico para el desarrollo de la ganadería en esta región geográfica del país, pero asimismo para contar con la oferta necesaria y suficiente de producto que permita atender la constante y creciente demanda de carne en los diferentes mercados del mundo.

“La invitación es a contemplarlo con sus ventajas y prospectiva para que el sector privado participe con inversión y contribuya en el desarrollo y crecimiento de la actividad ganadera que ya ocupa el lugar número 11 a nivel mundial”, reiteró el presidente ejecutivo de FEDEGÁN.

Spread the love