Según el Ideam, la temporada de ciclones tropicales va del primero de junio al 30 de noviembre. Los meses que tendrán lluvias con mayor intensidad serán septiembre y octubre.


Ante la alerta emitida por el Ideam sobre el inicio de la temporada de ciclones tropicales en el país, la Gobernación del Atlántico, a través de la Subsecretaría de Prevención y Atención de Desastres, entregó una serie de recomendaciones para prevenir y mitigar riesgos al registrarse lluvias intensas y fuertes vientos en la región Caribe.

Principalmente, se le solicita a la ciudadanía que esté informada de los pronósticos y a las administraciones municipales que mantengan activados sus Consejos Locales de Gestión del Riesgo.

La jefa de la Oficina de Pronósticos del Ideam, mayor Diana Rueda indicó que la temporada de ciclones tropicales va del 1 de junio al 30 de noviembre. “Presentamos una plantilla unificada para esta temporada y esperamos que se presenten entre tres y 17 tormentas tropicales, siete de ellas pasarían a categoría de huracanes y de ellas tres o cuatro a categoría mayor. Sin embargo, lo importante es que la comunidad se empodere de esta información y pueda hacer su mejor esfuerzo para poder prevenir y mitigar cualquier riesgo asociado al desarrollo de la temporada ciclónica”, dijo Rueda.

Por su parte, la subsecretaria de Prevención y Atención de Desastres del departamento, Candelaria Hernández, señaló que, teniendo en cuenta que esta temporada de ciclones puede afectar indirectamente a los municipios del Atlántico, es indispensable que los alcaldes activen sus planes de contingencia.

“Esta temporada de ciclones se inicia junto con la temporada de lluvias y, según el Ideam, las lluvias con mayor intensidad se presentarán en los meses de septiembre y octubre, por lo cual solicitamos también tener activos los Consejos Municipales de Gestión del Riesgo, los organismos de socorro voluntario que estén atentos para atender cualquier situación de emergencias que se pueda presentar”, indicó Hernández.

De igual manera, la funcionaria hizo un llamado a las familias que estén cerca de estructuras metálicas que puedan colapsar para que informen a las autoridades correspondientes.

De acuerdo con la secretaria, la Gobernación garantiza el acompañamiento a las familias afectadas por las lluvias y fuertes vientos el fin de semana anterior, que ocasionaron emergencias en Malambo, Puerto Colombia, Polonuevo, Sabanalarga, Usiacurí, Repelón, Manatí y Santo Tomás, entre otros.

Recomendaciones

-Los menores no deben salir a bañarse mientras llueve, sobre todo en cercanías de arroyos peligrosos.

-Mientras llueva o haya tormentas eléctricas, evite ponerse debajo de los árboles o parquear vehículos en sus cercanías.

-Limpie los canales para evitar que las aguas se estanquen.

-Desconecte los equipos electrónicos y evite el uso de teléfonos celulares mientras duren las tormentas eléctricas.

-No arroje basuras a la calle. Teniendo en cuenta los pronósticos de lluvias y ventarrones, solo saque la basura cuando vengan a recogerla y no antes, para que no la arrastre el arroyo.

-Revise y refuerce las cubiertas de las casas, asegurándose de que los amarres y los ganchos estén en buen estado, y que no estén podridos.

-Se recomienda que las láminas sean atornilladas, que no estén solamente aseguradas con los ganchos y los amarres.

-Tenga a la mano un botiquín de primeros auxilios, un radio con baterías y una linterna e identifique los sitios seguros de la casa.

-Revise las estructuras de paredes y refuerce las que estén débiles.

Spread the love